Frascos decorativos de tiza y sal

Imagen de Shimi
Enviado por: Shimi

Pregúntales a tus niños si quieren hacer un paisaje dentro de un frasco. ¡Seguramente digan que sí! Y con esta receta, pueden hacer paisajes o formas coloridas dentro de un envase, con un procedimiento divertido y fácil. Nada más lindo que hacer una manualidad con los niños, que ellos se diviertan y que logren una bonita decoración para la casa hecha con sus propias manos.

Frascos decorados con tiza y sal

Este es un tutorial de flaxandtwine y estos frascos tan lindos los han hecho estos niños, que parece que se han divertido de lo lindo y han logrado una decoración hermosa. Si quieres ver más imágenes de este tutorial, ingresa en flaxandtwine.

Materiales:

  • Frasco
  • Sal
  • Tiza de colores
  • Hojas de papel

Paso a paso:

Comienza por buscar un frasco de vidrio para reciclar y hacer este envase decorativo. Lávalo bien, espera que se seque totalmente (para que luego no se arruine el dibujo) y comienza a trabajar.

Vierte 2 o 3 cucharadas de sal en una hoja de papel. La cantidad depende del ancho del frasco que usarás, el que deberás llenar con de 0,5 a 1 centímetro (aproximadamente) de sal coloreada cada vez.

Para colorear la sal apoya en ella la tiza y hazla rodar una y otra vez hasta que se tiña.

Luego toma la hoja de papel con cuidado y vierte la sal coloreada dentro del frasco de vidrio.

A continuación limpia bien el papel, dalo vuelta o cámbialo por otro limpio. Vuelve a verter sal y a colorearla usando un color diferente. De esta forma haces varios colores de sal y vas formando las capas del frasco.

La idea es no volcar la sal siempre formando una capa lisa sino ir armando dibujos que parezcan un paisaje de montañas, o un diseño divertido de colores y formas diferentes.

Para ello vierte la sal coloreada contra el vidrio o girando el frasco y dejando caer más sal en algunos sitios, etcétera, cuidando de no mover demasiado el frasco para que no se mezclen los colores.

Al finalizar ponle la tapa al frasco y colócalo en un sitio donde no se mueva. De esta forma este frasco decorativo tan divertido y colorido durará mucho tiempo.

Con las hojas que han usado para hacer los colores y las tizas, a continuación pueden los niños hacer unos dibujos para complementar esta decoración.

Espero que la hayan pasado bien. Y si quieren ver otra manualidad para niños para hacer la próxima vez pueden visitan la sección actividades para niños.

¡Hasta la próxima! 

Artículos recomendados

Comentarios